El modulo prefabricado como elemento constructivo, aporta soluciones arquitectónicas de infinitas posibilidades así como inmediatez de instalación, combinaciones y formas, es en muchos casos, la solución idónea gracias a su movilidad , fácil traslado, ampliación, etc. en definitiva hablamos de una inversión rentable al no estar ligada a un espacio físico único y definitivo. Dentro de los especiales debemos resaltar los módulos aislados de muy variado uso, como por ejemplo: Trastero, garaje, dormitorio, caseta para perros, para depósitos de inflamables (botellas de butano) o calderas de todo tipo.

Múltiples opciones de presentación. Hasta tres  alturas usted podrá construir hasta donde  su imaginación le lleve;  desde una oficina portátil hasta un pequeño  chalet o incluso instalaciones deportivas, aulas-escuelas, ganaderías.

Ideales para cabinas de vigilancia, sanitarias, camerinos, punto información, refugios, tiendas, centros escolares, laboratorios, vestuario, comedor, oficinas, casa de campo, teniendo la posibilidad de adosar y apilar.